INFIDELIDAD: afrontamiento y superación

La infidelidad es uno de los motivos más recurrentes en terapia de pareja. Suele haber muchas dudas de si este tipo de problemas pueden llegar a superarse, la respuesta es sí. Pero se necesita de mucho trabajo por parte de los miembros de la pareja.

 

La infidelidad se refiere a una ruptura, de forma consciente, de los acuerdos afectivos y/o sexuales de una relación escogida libremente.

Es un acto que lo cometen tanto hombres como mujeres, según las encuestas internacionales y nacionales, entre un 80% y 50% respectivamente; aunque otras fuentes acortan esta diferencia porcentual.

El significado de “infidelidad” puede variar de una persona a otra, por lo que al empezar una relación de pareja hay que establecer bien los límites y acuerdos en los que se van a mover los miembros implicados en la relación.
 

La infidelidad se suele relacionar con relaciones monógamas, pero no es así. Cualquier modelo relacional de pareja puede realizar un quebrantamiento de los acuerdos amorosos/eróticos/emocionales... estipulados en un principio de la relación.

Por ejemplo, el pacto que limita el número de personas involucradas en una relación amorosa, en una relación monógama sería  la inclusión de un tercero; pero en una relación poliamorosa se produce al involucrar a personas ajenas al círculo aceptado. También se pueden violar otro tipo de acuerdos; como una pareja abierta que acordó no mantener relaciones eróticas con gente conocida o el no mantener relaciones más de dos veces con las misma persona ajena a la pareja.

 

 

TIPOS DE INFIDELIDAD

 

Directa: se refiere a aquella infidelidad que es deliberada y planificada; como abrirse un perfil en una aplicación para mantener encuentros sexuales fuera de la pareja.

 

Indirecta: aquella donde no había una intención inicial y surgen los deseos de manera repentina.

 

Online: se realiza a través de las nuevas tecnologías, cuya aparición han favorecido un incremento en la infidelidad por el anonimato y la facilidad de acceso. En esta versión no necesariamente  se llega a quedar físicamente.

 

Física: La opuesta a la virtual; las personas se conocen en un lugar físico y también concretan citas para verse cara  a cara.

 

Afectiva: para algunas personas una traición también es sentir algo por otra persona fuera de la relación, aunque no haya relaciones sexuales. Suele darse más en mujeres.

 

Sexual: hay relaciones sexuales con otras personas fuera de la pareja pero sin apego emocional. Es más propia de hombres, según algunos estudios.

 

Obligada: propia de aquellas personas con baja autoestima y que no se sienten queridas en su relación, por lo que buscan el afecto que “les falta” en otra persona que no es su pareja.

 

De aprobación: característica de aquellas personas  que están acabando con su relación  y no tienen la fortaleza para dejarla definitivamente. Necesitan alguien a su lado para que les ayude a pasar por  esa situación sin sentirse solas.

 

Adicción sexual: surge para satisfacer la necesidad obsesiva de la persona que presenta  un patrón de conducta sexual descontrolada.

 

 

CÓMO SUPERAR UNA INFIDELIDAD

 

Superar una infidelidad no es cosa fácil, pero con trabajo de las partes implicadas, paciencia y tiempo se puede lograr. La ayuda de un profesional hace que todo el proceso sea más "sencillo" y también es clave en aquellas parejas que no sepan muy bien qué trabajar y cómo. Los psos más esenciales serían:

 

1. Dar tiempo a la persona engañada. Hay que dejar espacio para que la pareja "dijiera" la situación y pueda sentir (ya sea rabia, tristeza, desolación,...). Nunca se debe presionar para tomar decisiones.

 

2. Sinceridad. Hay que contar lo sucedido y dar una explicación razonable. Se deben de responder todas las preguntas que nos haga nuestra pareja.

 

3. Comunicación. Esto es esencial y debe de ser bidireccional. Es muy bueno expresar cómo nos vamos sintiendo en cada momento.

 

4. Ver qué ha fallado. Aquí, ambas partes  deben de tomar conciencia de qué han hecho mal en la relación para haber llegado a esta situación y trabajar en ello empezando desde cero. Es necesario cambiar las cosas que no iban bien y mejorarlas si se quiere que la relación avance.

 

5. Perdonar. Hay que perdonar a la persona que ha cometido la infidelidad si se quiere continuar con la relación. El perdón no significa olvidar, pero sí el no echar en cara el suceso perdonado.

 

6. Pedir perdón. Parece obvio, pero en ocasiones no se hace. Si queremos ser perdonados, debemos pedir perdón sintiéndolo de verdad.

 

7. Tomar medidas para que no vuelva a ocurrir. Se tiene que cortar cualquier contacto co la tercera persona y poner medios para que no vuelva a ocurrir; si no es posible cortar todo contacto, hay que poner distanciamiento y límites. También hay que evitar  situaciones que puedan rememorar lo sucedido.

 

8. Reestablecer la confianza. Lo más difícil de todo y que requiere tiempo. Son importantes las acciones , la comunicación y el tiempo para poder reestablecerla.

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Ruth Canchales
Sexóloga y Terapeuta de parejas
Búsqueda por Tags
  • Facebook Black Round

© 2017 por PsiqueBlog. Creado RuthCT

  • Facebook Black Round
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now